HYPOMNEMATA

Los hypomnemata eran cuadernos de escritura: en ellos se encontraban citas, fragmentos de escrituras o pensamientos del propio espíritu. Constituían una memoria material de las cosas leídas, oídas, pensadas, y se atesoraban en esas páginas desordenadas, heterogéneas. Se trataba de un ejercicio en el pensamiento que no tenía como fin el decir lo indecible, sino captar lo ya dicho, de reunir lo leído. Eran escrituras sobre lecturas, y el fin de las mismas, la constitución de sí mismo. Era una escritura que posibilitaba la transformación de la verdad que nos damos a nosotros mismos. Una escritura que constituía con las propias palabras y las de otros un "cuerpo", como el propio cuerpo de quien, al transcribir sus lecturas, se las apropia y hace suya su verdad.







jueves, 10 de mayo de 2012

desnacernos













deshacernos en los minutos que nos pasan
inventarnos otros
recorriendo el borde entre la palabra y el abismo
desnacernos de la identidad
la que nos ata
nacernos otros
nacernos múltiples / fugaces
a las intensidades y singularidades
al através que nos pasea y nos traspasa
al tiempo que nos corre
desnacer de las palabras que nos nombran
del principio y del fin
y de los principios y los fines
entresernos
entrevernos
para habitar lo extraño en uno




(imagen de Chad Wys)

3 comentarios:

formasvagas dijo...

es este tu blog? está precioso!

formasvagas dijo...

asi es. ¡desnacerse! un desafío, un juego y una meta...

formasvagas dijo...

Así es ."desnacernos" un desafío, un juego, un retoferoz y un deber...

Publicar un comentario